top of page
La Herstoria de HAVIN

En marzo de 1979, un pequeño grupo de ciudadanos preocupados se reunió por primera vez para abordar los problemas de la violencia doméstica y la agresión sexual en el condado de Armstrong. HAVIN, Inc. (Helping Abuse Victims in Need) se formó para desarrollar servicios para sobrevivientes de violencia doméstica y agresión sexual. Gracias a las iniciativas de este movimiento de base, se formó una Junta Directiva y se presentaron propuestas a diversas fuentes de financiación para iniciar los servicios para mujeres. En otoño de 1979, se inició el servicio de línea telefónica para situación de crisis.

Hasta 1987, los sobrevivientes de violencia eran alojados en Hogares Seguros. Se trataba de hogares de voluntarios que albergaban a mujeres y niños que habían sufrido abusos. En 1987, HAVIN, Inc. pudo alquilar un edificio que ofrecía espacio para oficinas, asesoramiento y alojamiento.

Durante 1990, los propietarios del edificio arrendado informaron a la Junta Directiva que el edificio donde funcionaban las oficinas y el refugio iba a ser destruido en 1992 por la propuesta de reubicación de la autopista. Enfrentada a un nuevo traslado, la Junta decidió iniciar una Campaña de Capital para recaudar $300,000 para septiembre de 1992 con el propósito de comprar y renovar instalaciones nuevas.  El objetivo de la Junta de comprar un edificio se hizo realidad en febrero de 1992. Las nuevas instalaciones de HAVIN están situadas en el centro de Kittanning, cerca de escuelas, iglesias, tiendas, médicos, correos, biblioteca, comisaría de policía, juzgado y transporte público. En este edificio de 31 habitaciones se encuentran las oficinas y el refugio de HAVIN. En 2004, HAVIN creó la Fundación HAVIN cuyo objetivo principal era sostener y apoyar financieramente a HAVIN.

En 2001, HAVIN adquirió la propiedad 325 R. Arch Street, Kittanning, para establecer el Departamento de Extensión/Educación. En 2003 fue bautizada como Kay Steiner Cottage, en honor a Kay, que apoyó a HAVIN de forma excepcional.

En 2004, HAVIN creó la Fundación HAVIN cuyo objetivo principal era sostener y apoyar financieramente a HAVIN. Durante este cambio, también modificamos el acrónimo de HAVIN de Ayudar a las Víctimas de Abuso Necesitadas a Ayudar a Todas las Víctimas Necesitadas con la intención de convertirnos en el futuro en un centro integral, es decir, servir a todas las víctimas de delitos.

HAVIN ofrece asesoramiento de intervención en crisis a sobrevivientes de violencia doméstica y/o agresión sexual a través de sus líneas telefónicas gratuitas las 24 horas y locales, atendidas por voluntarios y personal asalariado. Dos veces al año se imparten sesenta horas de formación en intervención en crisis a todos los residentes de la comunidad que estén interesados en ser voluntarios para ayudar a HAVIN en la prestación de servicios a los sobrevivientes de agresiones sexuales y/o violencia doméstica. El personal y los voluntarios ofrecen asesoramiento individual y grupal a los sobrevivientes. Este asesoramiento está disponible tanto en la oficina principal de Kittanning como en la oficina de extensión de Leechburg. El personal proporciona acompañamiento a procedimientos médicos y judiciales.

En 1996, HAVIN Inc. recibió financiación a través de la Ley de Violencia contra las Mujeres (VAWA) del gobierno federal para establecer un Grupo de Trabajo compuesto por oficiales de las fuerzas del orden, representantes del sistema judicial y miembros de otros sistemas que prestan servicios a sobrevivientes con el fin de abordar las necesidades y mejorar los servicios para las víctimas de delitos. El Grupo de Trabajo, que se reunía mensualmente, elaboró un "Protocolo contra la violencia doméstica" y un "Protocolo contra la agresión sexual" para todos los sistemas que tratan con sobrevivientes de violencia doméstica y sexual. En 2005 se elaboró un "Protocolo contra el acecho".

HAVIN ha continuado trabajando para implementar y mejorar los programas de prevención/educación para niños en edad escolar y jóvenes en todo el condado de Armstrong. Se ha incluido información nueva y actualizada en los programas escolares, como el abuso de ancianos, la planificación de la seguridad, la concienciación pública, la prevención de agresiones a menores, la violencia en las citas y las agresiones sexuales facilitadas por drogas.

El personal de HAVIN colabora en la planificación de programas y actividades con otras agencias de servicios sociales del condado. Nuestra organización tiene una reputación bien establecida, exitosa y una trayectoria en el asesoramiento de adultos, niños y adolescentes cuyas vidas se ven afectadas por la violencia sexual y doméstica. Las responsabilidades de la Junta Directiva de HAVIN y de los comités de la Junta han sido bien definidas en los Estatutos adoptados por la Junta para HAVIN.

bottom of page